La secuenciación del ADN de los restos humanos más antiguos conocidos hasta ahora en Galicia -hallados a comienzos del 2010 en una cueva de la sierra de O Courel- está dando los primeros resultados, que indican que las poblaciones gallegas de finales del Paleolítico mostraban una afinidad genética con las de otras regiones de Europa.

Ver la noticia completa en:

http://www.lavozdegalicia.es/sociedad/2011/10/21/0003_201110G21P37994.htm