El proyecto de Muxía para recuperar el conjunto histórico de Moraime carece de fondos.

La cuna dormida de la Costa da Morte