El estudio de la emigración gallega en los países sudamericanos todavía plantea enormes lagunas. Es más, en Latinoamérica y España es un fenómeno prácticamente «olvidado». Esta es una de las conclusiones apuntadas por algunos de los expertos que participan en Pontevedra en el tercer congreso de Historiadores Latinoamericanistas y del Caribe, que reúne a más de trescientos expertos de 27 países.

El profesor de la Universidad de Vigo, Carlos Sixirei, miembro del comité organizador, incidió en que las relaciones de Galicia con América Latina serán objeto de debate en este simposio. «Los estudios realizados hasta la fecha -señaló- se centran en la relación entre migración y política gallega. Pero no sabemos, por ejemplo, el componente político que tienen los gallegos que se hacen americanos en su país de recepción».

También es necesario, según Sixirei, cuantificar el peso económico de la comunidad gallega, «no sólo en términos de población -aunque también se habla siempre de que hay un millón de emigrantes y no sabemos el número exacto- sino también de la importancia social y económica que tuvo la emigración».

También precisó que «tenemos una visión idealizada de las grandes empresas que se crearon, pero corresponden sólo a una minoría de emigrantes». Por su parte, Juan Rial, de la Universidad de Montevideo y asesor de Naciones Unidas, dijo que «no hay en las universidades latinoamericanas cátedras donde se impulsen estos estudios y se suele apoyar más a organizaciones que se dedican al recuerdo folclórico».

Leer en La Voz de Galicia